Remedio para el dolor de cabeza por congestión nasal

El dolor de cabeza por congestión nasal es una molestia cotidiana de lo más insoportable, pero   puede ser aliviado con métodos naturales como este remedio casero del tiempo de nuestras abuelas

Rara es la persona que se sale del porcentaje de afectados por un dolor de cabeza, una migraña o una jaqueca.

El dolor de cabeza, sea por congestión nasal o de garganta, sea por estrés, cansancio, vista cansada, insolación o por exceso en los hábitos alimenticios y del alcohol, es un padecimiento cotidiano que no puede evitarse pero si tratarse y calmarse.

Al margen de los medicamentos usuales, existen multitud de remedios caseros para tratar el dolor de cabeza por congestión nasal.

El siguiente remedio es uno de los muchos que existen, pero además es eficiente.

Tal vez te interese el remedio casero para el lumbago o el remedio casero para quitar la mucosidad

Como calmar el dolor de cabeza por congestión nasal

Para este remedio necesitamos una olla, mejorana, hiedra, hisopo, milenrama, una pera para lavativas nasales y un frasco pequeño de cristal.

1.Calentamos agua en la olla hasta el punto de ebullición, retiramos del fuego y dejamos reposar unos segundos tan solo.

2.Añadimos una pizca de hiedra, mejorana, hisopo y milenrana.

3.Removemos la cocción mientras reposa durante tres minutos, pero tendremos cuidado de no dejar que se enfríe demasiado, ya que la infusión es más efectiva estando caliente pero sin llegar a quemar.

Mejorana y milenrama para aliviar el dolor de cabeza por congestión nasal
Mejorana y milenrama para aliviar el dolor de cabeza por congestión nasal

 

4.La tomaremos a pequeños sorbos y pausadamente. Un estado de relajación, sentado en sillón o recostado en el sofá, ayudará a que los efectos sean más intensos.

Nota: También podríamos usar la infusión para hacer vaporizaciones con ella y mitigar los efectos de la nariz congestionada o bien mediante un lavado nasal con agua tibia con sal. Para ello, nos valdríamos de una pera lavativa y deberíamos hacer de manera prudente, ya que un exceso en su uso podría acarrearnos mayores molestias que beneficio.

Facebooktwittergoogle_plus

 

Deja tu opinion

comentarios

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies